Diferencias entre un lote de inversión y un lote residencial

Aunque se pudiera pensar que ambos se tratan de lo mismo, la realidad es que existen muchas diferencias entre un lote de inversión y un lote residencial. Cada uno tiene una finalidad diferente, por lo tanto los resultados son distintos entre sí.

¿Qué diferencias tienen?

Existen diversas diferencias entre ambos términos, sin embargo hay 4 que son los más relevantes y característicos, lo cuales te diremos a continuación.

El precio

  • Los lotes residenciales tienden a tener un desembolso inicial mucho mayor, la plusvalía obtenida no se compara con los rendimientos que un lote de inversión puede generar.
  • Contrario a los lotes de inversión, ya que al ser una propiedad mucho más económica no necesitas tener gran liquidez para adquirirla en un lugar que te permita aumentar su plusvalía.

Mantenimiento

  • Un lote residencial cuenta con los servicios de agua, luz, mantenimiento de instalaciones y predial, los cuales pueden ser muy elevados.
  • Un terreno de inversión es mucho más fácil de mantener, ya que requiere poco tiempo y dinero para su cuidado. Prácticamente te olvidarás de pagar servicios.

Construcción y/o estructura

  • Los lotes residenciales son terrenos urbanizados, pensados para ser habitados de manera inmediata o próxima. Usualmente cuentan con un espacio adecuado para construir una casa a tu medida, sin preocuparte por la urbanización. Estos lotes son perfectos si lo que quieres es construir para vivir en el corto plazo. 
  • Los lotes de inversión son terrenos sin ningún tipo de construcción, sin urbanización ni servicios. Básicamente es la tierra virgen que espera pacientemente por un inversionista que reconozca su valor y lo compre, ya que con el paso del tiempo traerá grandes rendimientos. Ésta es la opción perfecta si lo que realmente buscas es invertir. 

El valor de la propiedad

  • Un lote residencial tiene un costo de adquisición muy elevado, pues al adquirirlo estarás pagando la infraestructura, el tiempo y la ganancia de la constructora. 
  • En cambio, puedes adquirir un lote de inversión de mayor tamaño y a un precio muy accesible, garantizando que ese terreno subirá su valor y multiplicará tu inversión con el tiempo. 

Estas son las principales diferencias entre un lote de inversión y un lote residencial ¿cuál te conviene más? Si deseas obtener mayor información, te invitamos a darle clic a la siguiente imagen.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.